Conviértete en el creador de tus propios milagros . . .

Entradas etiquetadas como ‘enamorado’

Enamorándome

Hay personas que encuentran a su pareja y se quedan juntas el resto de sus vidas, también hay aquellas que buscan pareja y aunque hayan tenido muchas relaciones no han encontrado estabilidad y brincan de una a otra durante cierto tiempo o años, quedándose solos y en una permanente búsqueda. Este escrito es para estas últimas personas, a las que en algún momento me parecí…

Por alguna razón que ignoramos y que realmente no es importante conocer, hemos pasado por la vida sin encontrar a esa persona que quisiéramos tener como compañero o compañera; hemos añorado estar acompañados e incluso soñado con esto porque enamorarse es una hermosa experiencia, y tener pareja nos parece el estado ideal.

Estar enamorados es la sensación más maravillosa que existe, cuando nos enamoramos lo que hacemos realmente es brillar, porque el objeto de nuestro amor por fin somos nosotros mismos, la otra persona solo refleja aquello que estamos descubriendo y admirando en nosotros. En ese momento se desvanecen las creencias negativas, las críticas y los juicios que hemos albergado hacia nosotros; nos sentimos el ser más maravilloso de la tierra; pocas cosas realmente nos importan y nada nos saca de esa luna de miel personal.

¿Te imaginas enamorarte de ti mismo cada vez que quieras sin necesidad de tener pareja? ¿Qué te lo impide? Cuando te enamoras ya no eres aquella persona con defectos y carencias que se siente sola, aislada del mundo, te aceptas completamente. El cuerpo responde a través de volvernos saludables. ¿Y necesitas a alguien para sentir todo esto? No, no. Solo tienes  que limpiar todas las creencias erróneas acerca de ti para amarte otra vez.

Cuando comienzas a amarte de nuevo, a aceptar tus partes oscuras y traerlas a la luz, tal vez entonces aparezca la persona perfecta para ser tu pareja. Tal vez sí o tal vez no, pero lo que sí te puedo asegurar es que no la vas a necesitar, ya no será la meta más importante de tu vida, ya no necesitarás escusas para sentirte vibrando con el amor porque por fin te tienes a ti.

Necesitar es un estado de dependencia, de sentir un vacío buscando con qué o con quién llenarlo. Acompañar es el estado ideal donde no necesitamos de nada porque ya estamos completos y tenemos tanto para dar como para recibir y por lo tanto, lo podemos compartir.

Si no sabes como amarte, comienza a mirar al mundo con amor, comienza a limpiar y a estar alerta a todo aquello que te dices mentalmente o que hablas de ti. Si te descubres hablando o pensando negativamente acerca de ti mismo, di para tus adentros: Te amo, Te amo, Te amo.

Amar a otros es amarte a ti mismo. Es abrirte al campo de todas las posibilidades. Es crear desde el corazón.

Algunas excusas que nos apartan del amor es pensar que amar duele; yo respondo a esas excusas que lo que duele no es el amor, es el apego, el amor es libre y es la fuerza que da vida.

Ofrece tu amor a otros sin distinción, de la misma manera que te gustaría recibirlo. Todo el amor que das, el universo te lo está devolviendo. Cuando miras con amor, la vida te sonríe y te inspira.

Amándome amo todo lo que existe.

Enamórate de ti, te lo mereces y es lo más importante para tu bien-estar..

Te amo

Jocelyne Ramniceanu

Suscripcion a Gotitas de Jocelyne Ramniceanu

¡¡¡¡Acompáñame en Gotitas, mi nuevo boletín!!!!

 

Un día cualquiera.

Un día como cualquier otro, dos niños llegaron al mundo, ambos eran perfectos como todos, uno de ellos llego a una familia que se encontraba en medio de una crisis económica y existencial, el otro llego al nicho de una pareja de enamorados que no pasaban de un año de convivencia. El primero era varón y se llamaba Eco y la segunda era una niña y se le llamó Ena. Eco y Ena crecieron juntos y fueron a la misma escuela, estudiaban en el mismo salón y eran buenos compañeros.

Eco y Ena solían hacer las tareas juntos en la escuela y un buen día hubo un concurso donde todos los alumnos participaron. Todos los niños tenían que escribir acerca de su sueño, lo que ellos anhelaban convertirse. Todos crearon el personaje ideal que querían ser.

Eco quería ser un magnate, quería reunir tantas posesiones como le fuera posible, pero no sabía que haría con ellas. Únicamente le interesaba acumular pero no encontraba en su guion si regalar, compartir lo que poseía o simplemente tener. Era lo que sus padres añoraban, mucha abundancia. Lo que veía en casa.

Ena pensaba en casarse algún día y tener muchos hijos, ocuparse de la casa y criarlos. No tenia mas nada en mente, no creía que algo más le diera tanta felicidad como el ser esposa y madre a la vez. Era lo único que le importaba, ser igual a su mamá.

El jurado para decidir quién sería el ganador le pregunto a cada uno, que necesitaban para ser felices y cómo pensaban alcanzar esa felicidad.

Cuando le toco el turno a Eco, él dijo que necesitaría a una excelente esposa que cuidara de sus hijos mientras el estaría muy ocupado acumulando fortunas.

Luego le llego el turno a Ena, y ella se quedo muy pensativa, y después de un rato llego a la conclusión que necesitaría un esposo muy acaudalado para poder mantener a todos sus hijos y una hermosa casa.

Cuando ambos se hicieron adultos, se casaron, y el sueño de uno fue apoyado por el sueño del otro. Tuvieron hijos mientras estaban enamorados.

Ena se convirtió en una excelente cocinera, y mantenía la casa muy aseada, a los hijos bien vestidos y nutridos. Era feliz mientras tenia de quien ocuparse. Por su parte Eco, se convirtió en un hombre próspero y permanecía mucho tiempo ocupado trabajando. Sus éxitos los compartía con sus compañeros y otros empresarios, hombres de negocios, y empleados.

Cuando los hijos crecieron y se marcharon a la escuela Ena comenzó a sentirse muy solitaria y buscaba la compañía de Eco, pero el no tenía tiempo para ella. El estaba muy ocupado y estaba acumulando. Nunca habían compartido. Entonces comenzaron los problemas. Todo se inicio con una crisis existencial, Ena se sentía sola y desanimada, no encontraba el sentido a su vida y luego esto fue afectando los negocios de Eco a tal punto que el ya no tenía cabeza para concentrarse en su trabajo, Ena lo atormentaba, llevándole a la infidelidad, a la bancarrota y por ultimo al divorcio.

Ellos olvidaron algo en sus planes de niños, olvidaron que la vida es todo lo que tú haces de ella.

Nosotros muchas veces deseamos cosas que luego obtenemos, tratamos de llenar nuestro vacio con metas, con personas y con cosas para luego darnos cuenta que para ser felices no necesitamos nada más que serlo. Ser feliz no está a la vuelta de la esquina, ni más adelante, no necesitamos alcanzar metas, ni casarnos o tener mucho dinero, ser feliz es una decisión que se puede tomar para vivir ahora mismo, en este mismo instante. Tú puedes ser feliz ahora, no esperes a mañana, no importa que no hayas logrado todo lo que quieres, todo eso es una ilusión para postergar lo que puedes hacer ahora.

Te amo

Jocelyne Ramniceanu

Nube de etiquetas